Aprendiendo en Lalanalú


El pasado sábado asistí a las clases de Lalanalú que os mencioné aquí.
Eva primero me enseñó hacer un nudo corredizo para empezar la labor y seguidamente cadeneta y punto alto, para hacerme un cuello.
Me gustó tanto ganchillear que al día siguiente sentí la locura/necesidad de acabarlo, ahora solo me falta cerrar el cuello.
La clase fue muy divertida, unas se hacían cuellos, otras recipientes/bandejas de trapillo para dejar cosas, o amigurumis...
Lo bueno de las clases en Lalanalú es que son personalizadas, puedes ir aprendiendo lo que te interesa, lo que te apetece hacer, no hay un orden que tengas que seguir, con lo cual aprenderás lo que te apetece hacer en cada momento.
Yo de momento seguiré con el ganchillo, y más adelante me animaré con el punto de media.

Esta de aquí soy yo dándole que te pego al ganchillo con esta bonita lana de color rojo!

Foto de Lalanalú



Y aquí lo podéis ver casi acabado, sólo me falta ir a Lalanalú y que Eva me enseñe a cerrarlo, y listo!
Me cogeré más lanas para seguir ganchilleando! que enganche!

Y como podéis ver en esta foto ya he encontrado sitio donde dejar mis ganchillos.

En mi bonita taza de Artusual! si os ha chiflado como a mí la podéis encontrar aquí

Cuando esté listo mi primer cuello os enseño foto!